SciELO - Scientific Electronic Library Online

 
vol.16 número5Reflexiones acerca de la salud familiarSe extiende el nuevo modelo "hospitalista" en los Estados Unidos índice de autoresíndice de materiabúsqueda de artículos
Home Pagelista alfabética de revistas  

Servicios Personalizados

Revista

Articulo

Indicadores

  • No hay articulos citadosCitado por SciELO

Links relacionados

  • No hay articulos similaresSimilares en SciELO

Compartir


Revista Cubana de Medicina General Integral

versión impresa ISSN 0864-2125versión On-line ISSN 1561-3038

Rev Cubana Med Gen Integr v.16 n.5 Ciudad de La Habana sept.-oct. 2000

 

 

Información al Día

Conocimientos y necesidades de información de los médicos de familia

Rosa Bermello Navarrete,1 Carlos Manuel Quintero Soca2 e Ivi Mayra Kessel Sardiñas3

RESUMEN

Se fundamenta la importancia de conocer las necesidades informativas de los Médicos de Familia, para lo cual se confeccionó una encuesta que se distribuyó entre 55 galenos de los policlínicos de las áreas norte y sur del municipio de Güines, provincia La Habana, con el objetivo de conocer el nivel de conocimientos que poseían en relación con los servicios de información brindados por la bibliotecaria de su unidad en 1999. Se determinó que sólo el 41 % de los encuestados asiste frecuentemente a la biblioteca de su unidad, y que el 80 % no sabe redactar un artículo para publicar. Se concluye que el nivel de conocimientos en cuanto a fuentes y servicios informativos de los Médicos de Familia de las unidades antes mencionadas se puede calificar de insuficiente.

Descriptores DeCS: MEDICOS DE FAMILIA; SERVICIOS DE INFORMACION.

El estudio de las necesidades informativas de sus usuarios es una labor que no puede soslayar ningún trabajador de la información y que resulta vital desarrollar a todas las instancias del Sistema Nacional de Información en Ciencias Médicas (SNICM) con el objetivo de garantizar la eficiencia del trabajo en cada unidad.

El médico que labora en la atención primaria dedica casi todo su tiempo al cuidado de los pacientes, lo que hace que sus visitas a la biblioteca sean muy escasas,1 si se considera que estos profesionales enfrentan de modo directo y cotidiano los problemas sanitarios y sociales de la comunidad, a la vez que son responsables de la conservación y promoción de la salud de la población que atienden, debe entonces reconocerse su necesidad de actualización y superación constantes,2 de ahí la necesidad imperiosa de conocer las necesidades informativas de estos profesionales con vistas a facilitarles el obtener la información que necesitan en el desempeño de su labor asistencial, docente o investigativa.

El presente trabajo pretende determinar el nivel de conocimientos en cuanto a fuentes y servicios informativos a disposición de los Médicos de Familia en los diferentes niveles del SNICM, es decir, en su unidad, el Centro Provincial de Información en Ciencias Médicas (CPICM) y la Biblioteca Médica Nacional (BMN).

MÉTODOS

Se confeccionó una encuesta que se distribuyó entre una muestra de 55 Médicos de Familia de los policlínicos de las áreas norte y sur del municipio de Güines, provincia La Habana, seleccionados aleatoriamente y que representan el 73,3 % de un universo de 75 Médicos de Familia con que cuentan dichas unidades, para determinar el nivel de conocimientos de los encues-tados en relación con los servicios de información brindados por la bibliotecaria de su unidad en 1999, las publicaciones que conocen y sus experiencias en la publicación de artículos científicos.

RESULTADOS

Del total de encuestados, 27 (50 %) asisten ocasionalmente a la biblioteca de su unidad, 23 (41 %) lo hacen frecuentemente y respondieron no asistir nunca 5 (9 %). Hay que señalar que 40 de ellos (72 %) dijeron que han recibido asesoría de la bibliotecaria de su unidad en el uso de la Información Científico Técnica (ICT), de ellos 36 declararon que fue para realizar búsquedas bibliográficas, 26 en el acotamiento de bibliografía, 9 en la elaboración de un resumen y 5 en otros.

Pudimos conocer además que sólo 33 (60 %) declararon estar subscriptos a la Revista Cubana de Medicina General Integral (RCMGI), y de ellos sólo 8 conocen otras publicaciones extranjeras sobre Medicina Familiar pero no pudieron citarlas. La revista Resumed la conocen 30 (54 %), de ellos 20 declararon haberla usado ocasionalmente como obra de referencia y 7 frecuentemente.

Del total de encuestados,44 (80 %) dijeron no saber cómo redactar un artículo para publicar, y solo 8 han publicado alguna vez en revistas nacionales o extranjeras; a lo que se añade que declararon conocer las normas de Vancouver para preparar los manuscritos a publicar en revistas biomé-dicas solamente 12 compañeros.

La información que en inglés existe sobre su especialidad la utilizan 23, mientras que 32 declararon no usarla por diferentes causas, unos por no conocer el idioma, otros refieren no saber traducir, y hubo quienes plantearon que no han tenido esta información a su alcance.

A la pregunta, de qué métodos emplea la bibliotecaria de su unidad para mantenerlo informado respondieron solo 36 médicos (65 %) de la forma siguiente:

  • reunión del Programa de Atención Materno Infantil (PAMI) 3
  • comunicación directa personal (información verbal) 21
  • comunicación telefónica 2
  • reunión de docencia 1
  • reunión del Grupo Básico de Trabajo (GBT) 5
  • entrega de publicaciones 1
  • actividad con los trabajadores 1
  • informes 1
  • ninguno 1

En la encuesta se indagó sobre otros aspectos también y declararon conocer la lista de nuevas adquisiciones (LNA) 37, los servicios que brinda la BMN 21, las publicaciones en venta 30, y otros servicios 2. Acerca de si habían recibido nociones de información científica durante su formación de pregrado, solo 35 (63 %) respondieron afirmativamente. Igualmente se supo que conocen la red electrónica de transmisión de datos Infomed 32 compañeros (60 %), y han utilizado sus servicios de forma ocasional 17.

Dijeron conocer los servicios que brinda el CPICM de su provincia 28 (50 %), relacionando como los más útiles los siguientes:

  • búsquedas bibliográficas 12
  • traducción 7
  • correo electrónico 3
  • acotar bibliografía 1
  • préstamos 2

Solo han visitado alguna vez la BMN 24 (43 %) del total de encuestados.

DISCUSIÓN

Si nada más el 50 % de los encuestados asiste ocasionalmente a la biblioteca de su unidad cabe cuestionarse, ¿cómo entonces se mantienen actualizados sobre el acontecer de su especialidad?, lo que resulta alarmante si a esto se suma el hecho de que sólo el 60 % está subscrito a la RCMGI y el 54 % conoce la revista Resumed, vías fundamentales para su actualización, sobre todo si se tiene en cuenta que entre las funciones del Médico de Familia figuran la asistencial preventivo-curativa, la docente-educativa y la investigativa.3 Estos resultados coinciden con estudios similares realizados en policlínicos de Ciudad de La Habana, donde se comprobó que los Médicos de Familia en general no sabían utilizar, y en muchos casos no conocían las fuentes y servicios de información que tienen a su disposición.2

El hecho de que el 80 % no sepa redactar un artículo para publicar se supone que es el motivo de la poca participación de los Médicos de Familia como autores en la RCMGI,4 lo que puede hacerse extensivo al resto de los Médicos de Familia de nuestra provincia, a la par que evidencia que no recibieron la suficiente preparación en su etapa de residencia para acometer esta actividad; si a esto se suma que el 50 % no utiliza la información que existe en inglés sobre su especialidad fundamentalmente por desconocimiento del idioma, y ese mismo porcentaje desconoce los servicios que brinda el CPICM de su provincia, a pesar de la labor de educación a usuarios que desarrollan las bibliotecarias en cada unidad mediante las charlas mensuales, entonces hay que cuestionarse ¿cómo pudieron elaborar sus trabajos de terminación de residencia?; además esto pone de manifiesto que en general los Médicos de Familia no conocen ni hacen uso de las fuentes y servicios informativos a su alcance en su unidad, en el CPICM e incluso en la BMN.

Sólo el 65 % conoce los métodos que emplea la bibliotecaria de su unidad para mantenerlo informado, lo que demuestra que no existe una comunicación óptima entre ella y sus Médicos de Familia, y que esta actividad requiere de una persona que cuente con una adecuada calificación y una total consagración a su trabajo,1 lo que coincide con los resultados obtenidos en un estudio similar realizado en 1994 por otros autores.3

Consideraciones finales

Como se puede apreciar del resultado de esta investigación el nivel de conocimientos en cuanto a fuentes y servicios informativos de los Médicos de Familia de las unidades encuestadas se puede calificar de insuficiente, lo que se puede hacer extensivo al resto de los Médicos de Familia del municipio de Güines, por lo que se considera necesario establecer a través de la Filial de Ciencias Médicas de la provincia un mecanismo que ayude a resolver esta problemática, para lo cual se sugiere incluir en el plan de estudios de los alumnos de la carrera de Medicina una asignatura que prepare al futuro médico para enfrentar los retos que le impone el desarrollo científico-técnico en su condición de investigador;3 además, se deben organizar cursos de formación y educación de usuarios para beneficio de los residentes en Medicina General Integral1 en coordinación con el CPICM y las bibliotecarias de las unidades de base, como vía directa para dar pronta solución a esta situación, lo que debe hacerse extensivo a los alumnos de las carreras de Estomatología y Licenciatura en Enfermería, con lo que se evitaría que estos futuros profesionales presentaran lagunas en sus conocimientos en relación con la ICT.

SUMMARY

The importance of knowing the needs of information of the family physicians is explained in this paper. 55 female family physicians working in the polyclinics located in the north and south areas of the Güines municipality, in Havana province, were surveyed in order to determine their level of kwnoledge as regards the information services rendered by the librarian of their units in 1999. It was observed that only 41% of them visited the library of their units frequently and that 80% did not know how to write a paper to be published. It was concluded that the level of knowledge of the family physicians from the above mentioned units in relation to the information sources and services was poor.

Subject headings: PHYSICIANS, FAMILY; INFORMATION SERVICES.

REFERENCIAS BIBLIOGRÁFICAS

  1. López Espinosa JA, Santovenia Díaz JR. El médico de la familia como usuario de la información. ACIMED 1994;2(1):24-30.
  2. López Espinosa JA, Díaz del Campo S. Los médicos de la familia y los recursos informativos. Rev Cubana Med Gen Integr 1995; 11(2):134-8.
  3. Espinosa Álvarez FR, López Espinosa JA. El médico de la familia en la era de la información. Rev Cubana Med Gen Integr 1997; 13(3):305-9.
  4. López Espinosa JA, Díaz del Campo S. La producción científica de los médicos de la familia en la Rev Cubana de Med Gen Integr 1994;10(1):30-8.

Recibido: 14 de junio del 2000. Aprobado: 15 de septiembre del 2000.
Lic. Rosa Bermello Navarrete. Calle 130 C No. 6322 esquina a 71, reparto "Manuel Ascunce", municipio Güines, La Habana, Cuba.

1 Licenciada en Información Científico-Técnica y Bibliotecología. Jefa de Servicios Técnicos del Centro Provincial de Información de Ciencias Médicas.
2 Licenciado en Lengua Inglesa. Traductor del Centro Provincial de Información de Ciencias Médicas.
3 Licenciada en Lengua y Literatura Rusa. Redactora de Estilo del Centro Provincial de Información de Ciencias Médicas.

Creative Commons License Todo el contenido de esta revista, excepto dónde está identificado, está bajo una Licencia Creative Commons