SciELO - Scientific Electronic Library Online

 
vol.36 issue2The Need to Develop Study Habits after the Implementation of the Plan of Studies “E” in the Medical Major author indexsubject indexarticles search
Home Pagealphabetic serial listing  

My SciELO

Services on Demand

Journal

Article

Indicators

  • Have no cited articlesCited by SciELO

Related links

  • Have no similar articlesSimilars in SciELO

Share


Revista Cubana de Medicina General Integral

Print version ISSN 0864-2125On-line version ISSN 1561-3038

Rev Cubana Med Gen Integr vol.36 no.2 Ciudad de La Habana Apr.-June 2020  Epub June 01, 2020

 

Carta al editor

Comentario al artículo “La Medicina Natural y Tradicional como tratamiento alternativo de múltiples enfermedades”

Commentary to the Article Natural and Traditional Medicine as an Alternative Treatment for Several Diseases

Juan Carlos Mirabal Requena1  * 
http://orcid.org/0000-0002-9159-6887

Belkis Alvarez Escobar2 
http://orcid.org/0000-0002-8701-9075

1Universidad Ciencias Médicas de Sancti Spíritus. Departamento de Rehabilitación Hospital Psiquiátrico Docente Provincial. Sancti Spíritus, Cuba.

2Universidad Ciencias Médicas de Sancti Spíritus. Policlínico “Dr. Rudesindo Antonio García del Rijoˮ. Sancti Spíritus, Cuba.

Señor Editor:

Después de realizar una lectura minuciosa al artículo “La Medicina Natural y Tradicional como tratamiento alternativo de múltiples enfermedades” de Plaín Pazos y otros1 consideramos positivo el enfoque dado en el artículo sobre el uso y la importancia de la Medicina Natural y Tradicional (MNT).

Sin embargo, discrepamos cuando se le da el carácter de tratamiento alternativo de múltiples enfermedades a la MNT desde el título del artículo. La MNT, como bien se plantea en la revisión antes mencionada, tiene sus orígenes en la medicina oriental y se constituye por un conjunto de modalidades, técnicas o procedimientos preventivos, diagnósticos, terapéuticos y rehabilitadores, validados científicamente, por la tradición y por investigaciones, que están integrados al Sistema Nacional de Salud y es un tratamiento ante diferentes entidades nosológicas, no como alternativas ni complementarias, sino como conducta a seguir para lograr el equilibrio del organismo en la persona.

La medicina oriental por muchos años fue un secreto para occidente y, una vez que se dio a conocer, se ha diseminado por todo el mundo, pero para lograr entender sus principios tiene que verse desde sus conceptos originales, sin tratar de llevarlos a los cánones de la medicina occidental, mientras que se continúe con esta brecha en el conocimiento, se seguirá viendo la MNT como una medicina alternativa.

En occidente una persona enferma recibe tratamiento para sanar su enfermedad. La medicina oriental, en cambio, se basa en la cura de la persona y no de la enfermedad, considerada un desbalance de energías. Estas dos visiones absolutamente distintas hoy caminan hacia la integración. Mientras la medicina occidental se abre a la acupuntura y otras técnicas, la oriental utiliza nuevas tecnologías para diagnosticar.

La nomenclatura que se utiliza unánimemente, como consenso en toda la literatura que se relaciona con la fitoterapia, se coloca inicialmente el nombre vulgar de la planta en cuestión, seguido de su nombre científico en latín, como se conoce universalmente,2 lo cual no se ve reflejado en la investigación a la que se hace referencia.

La homeopatía es una de las manifestaciones de la Medicina Natural, que en la actualidad algunos ministerios de salud, como el de España, la consideran una pseudociencia al igual que el Iridoanálisis, que no es más que el análisis del iris teniendo como apoyo un mapa iridiano donde se reflejan cada uno de los órgano del cuerpo, sirviéndole al profesional como un método orientador y nunca diagnóstico que puede simplificar en muchos casos los excesivos exámenes complementarios, este método puede incluso dar señales de posibles enfermedades que tardarían mucho tiempo en manifestarse, fue utilizado por los médicos que atendieron a las víctimas del desastre de Chernóbil para, de una forma rápida, clasificar a los afectados según su gravedad.

Las clasifican pseudoterapias o pseudociencias basándose en la poca cantidad de investigaciones de tipo de ensayo clínico, metaanálisis, entre otros, que demuestren su eficacia terapéutica.3

La poca socialización de investigaciones está dada por no considerar la MNT como tratamiento establecido dentro de la medicina occidental, a pesar de que son múltiples los profesionales que utilizan y ponen en práctica las diferentes formas de la MNT, basta con hacer una simple exploración en Google o cualquier buscador, para encontrar cientos de links que llevan hasta clínicas, consultas, folletos, sitios web especializados en esta materia, entre otras opciones. No faltan quienes magnifican las limitantes que tienen, como también las puede tener alguna terapéutica de la medicina occidental.

En Cuba, el Ministerio de Salud Pública mantiene como una de sus directrices el incremento de la aplicación de la MNT con el uso de las modalidades definidas en la Resolución Ministerial No. 261 del 24 de agosto del 2009, así como la inclusión para el análisis de su comportamiento en los objetivos de trabajo del Ministerio de Salud y en los lineamientos del Partido Comunista de Cuba (objetivo 3.2 y el lineamiento 131-132).4

La MNT es un punto de partida que ofrece a los profesionales de la salud herramientas para brindar una atención de calidad, en cualquier situación relacionada con el binomio salud-enfermedad tanto personas enfermas, como personas que están tomando decisiones sobre su salud y personas sanas que desean mantenerse o modificar conductas de riesgo para intuir lo relacionado con sus cuidados, por lo que se considera debe aceptarse para el desarrollo y fortalecimiento de la salud pública cubana.

En Cuba, las aportaciones de la MNT pueden contribuir a mejorar las condiciones de vida de la población, si se toma en cuenta que los principales problemas de salud son las enfermedades crónicas no trasmisibles que requieren de cambios en el estilo de vida para disminuir las complicaciones y evitar que aumente la población con alguna discapacidad. Esto sería posible si el personal de salud, a través del conocimiento alcanzado con la implementación de programas y estrategias en el ámbito asistencial y educativo, retoma las diferentes modalidades de la MNT para lograr una mejor calidad de vida en los pacientes, siendo un reto para la salud pública en Cuba ante los cambios económicos, políticos y sociales del presente siglo.

Referencias bibliográficas

1. Plaín Pazos C, Pérez de Alejo Plain A, Rivero Viera Y. La Medicina Natural y Tradicional como tratamiento alternativo de múltiples enfermedades. Revista Cubana de Medicina General Integral. 2019 [acceso: 19/08/2019];35(2). Disponible en: http://www.revmgi.sld.cu/index.php/mgi/article/view/754Links ]

2. Fitoterapia: Un mundo desconocido. Posibilidades 3 Naturales. s/f [acceso: 19/08/2019]. Disponible en: https://instituciones.sld.cu/medicinaturalssp/fitoterapia-un-mundo-desconocido/Links ]

3. El Gobierno lanza una campaña contra las pseudoterapias y pseudociencias. Tecnoxplora; 2019 [acceso: 19/08/2019]. Disponible en: https://www.lasexta.com/tecnologia-tecnoxplora/sinc/gobierno-lanza-campana-pseudoterapias pseudociencias_201902285c77f7450cf2032a6a35eb40.htmlLinks ]

4. Objetivos de Trabajo y Criterios de Medida. La Habana: Ministerio de Salud Pública; 2019 [ Links ]

Recibido: 22 de Agosto de 2018; Aprobado: 13 de Diciembre de 2019

*Autor para la correspondencia: juancmirabal@infomed.sld.cu

Las autoras declaran no tener conflicto de intereses.

Carmen Rosa Carmona Pentón: realizó las búsquedas bibliográficas, las analizó, y ayudó en la redacción del texto.

Claribel Plaín Pazos: realizó las búsquedas bibliográficas, las analizó, y ayudó en la redacción del texto.

Nancy Mesa Carpio: realizó las búsquedas bibliográficas, las analizó, y revisó la redacción del texto.

Todas las autoras aprobamos la versión final del manuscrito.

Creative Commons License Este es un artículo publicado en acceso abierto bajo una licencia Creative Commons